Clasificación de los Hidratos de Carbono

 

x
Azúcares simples, muchas calorías, poca nutrición.

Los hidratos de carbono, llámados también glúcidos o sacaridos se pueden clasificar en:

Monosacáridos, que pueden ser simples o derivados. Poseen 3 a 8 átomos de C, tienen propiedades reductoras.

Oligosacáridos. Estructurados con 2 a 20 monosacáridos. Resultan de especial interés los disacáridos y trisacáridos.

Polisacáridos, que pueden ser simples o derivados. Formados por más de 20 monosacáridos.


Monosacáridos simples

Los monosacáridos simples son aldehídos o cetonas polihidroxilados. Entre ellos podemos mencionar a la glucosa y la fructosa que son los responsables del sabor dulce de muchos frutos.

x

Aldosa

Cetosa

Con estos azúcares sencillos se debe tener cuidado ya que tienen atractivo sabor y el organismo los absorbe rápidamente. Su absorción induce a que nuestro organismo secrete la hormona insulina que estimula el apetito y favorece los depósitos de grasa.

El azúcar, la miel, el jarabe de arce, mermeladas, jaleas y golosinas son hidratos de carbono simples y de fácil absorción.

Otros alimentos como la leche, frutas y hortalizas los contienen aunque distribuidos en una mayor cantidad de agua.

Algo para tener en cuenta es que los productos industriales elaborados a base de azucares refinados tienen un alto aporte calórico y bajo valor nutritivo, por lo que su consumo debe ser moderado.

Los monosacáridos con función aldehído se llaman aldosas y los monosacáridos con función cetona se llaman cetosas.

Monosacáridos derivados

Los monosacáridos derivados pueden ser:

Derivados por oxidación

Derivados por reducción

Desoxiderivados

Aminoderivados

Ésteres fosfóricos

Derivados por oxidación

x
Frutas, ricas en monosacáridos como glucosa y frutosa.

Los extremos de la cadena carbonada de los monosacáridos pueden oxidarse para dar ácidos carboxílicos:

Si la oxidación tiene lugar en el carbono 1 se obtienen los ácidos aldónicos.

Si la oxidación tiene lugar en el carbono 6 se obtienen los ácidos urónicos.

Si la oxidación tiene lugar en los carbonos 1 y 6 se obtienen los ácidos aldáricos

Oligosacáridos

Desde principios del siglos veinte se sabe que las células tienen cierta capacidad de reconocerse entre sí. Los espermatozoides distinguen a los ovocitos de su misma especie, las hormonas reconocen sus células blanco...

Pronto los científicos concluyeron que las moléculas responsables de este reconocimiento eran los oligosacáridos superiores, presentes en las envolturas celulares, ligados a lípidos y proteínas.

Los oligosacáridos son polímeros de hasta 20 unidades de monosacáridos. La unión de los monosacáridos tiene lugar mediante enlaces glicosídicos, un caso concreto de enlace acetálico.

Los más abundantes son los disacáridos, oligosacáridos formados por dos monosacáridos, iguales o distintos. Los disacáridos pueden seguir uniéndose a otros monosacáridos por medio de enlaces glicosídicos. Así se forman los trisacáridos, tetrasacáridos, o en general, oligosacáridos.

x
Leche, disacárido.

Se ha establecido arbitrariamente un límite de 20 unidades para definir a los oligosacáridos. Por encima de este valor se habla de polisacáridos.

Ver: Disacáridos

Los oligosacáridos son parte integrante de los glicolípidos y glicoproteínas que se encuentran en la superficie externa de la membrana plasmática y por lo tanto tienen una gran importancia en las funciones de reconocimiento en superficie.

Polisacáridos simples

Están formados por la unión de más de 20 monosacáridos simples. Según su función, se dividen en dos grupos:

1.- Los que tienen función de reserva: almidón, glucógeno y dextranos

2.- Los que tienen función estructural: celulosa y xilanos

Almidón

Constituye la forma más generalizada, aunque no la única, de reserva energética en vegetales. Se almacena en forma de gránulos, y puede llegar a constituir hasta el 70 por ciento de granos (maíz y trigo) o de tubérculos (papa).

Estos gránulos son relativamente densos e insolubles en agua fría, aunque pueden dar lugar a suspensiones cuando se dispersan en el agua. Suspensiones que pueden variar en sus propiedades en función de su origen.

El análisis minucioso de la estructura del almidón demuestra que es una mezcla de otros dos polisacáridos: la amilosa y la amilopectina. La proporción de ambos polisacáridos varía según la procedencia del almidón, pero por lo general la amilopectina es la más abundante.

x
Papas, rica fuente de almidón.

Los almidones constituyen la principal fuente de nutrición glicídica para la humanidad. El almidón puede ser degradado por muchas enzimas. En los mamíferos, estas enzimas se llaman amilasas, y se producen sobre todo en las glándulas salivares y en el páncreas.

La amilosa es un polímero lineal que se disuelve fácilmente en agua, adquiriendo una estructura secundaria característica, de forma helicoidal, en la que cada vuelta de la hélice comprende 6 unidades de glucosa.

Glucógeno

Es el polisacárido de reserva propio de los tejidos animales. Se encuentra en casi todas las células, pero en los hepatocitos y en las células musculares su concentración es muy elevada. Su estructura es similar a la de la amilopeptina, pero con ramificaciones más frecuentes (cada 8-12 monómeros de glucosa), y su peso molecular es mucho más elevado (de hasta varios millones de dalton).

El glucógeno es soluble en agua, porque posee gran cantidad de grupos hidroxilo que forman puentes de hidrógeno con las moléculas de H2O. De esto se deriva que este polisacárido sea un compuesto bastante hidratado.

Celulosa

Es el principal componente de la pared celular de los vegetales. Se puede considerar como la molécula orgánica más abundante en la Naturaleza. Es un polímero lineal de varios miles de glucosas unidas por enlaces.

x
Celulosa en los vegetales.

Tiene una estructura lineal o fibrosa, en la cual se establecen múltiples puentes de hidrógeno entre los grupos hidroxilo de distintas cadenas yuxtapuestas, haciéndolas impenetrables al agua, y originando fibras compactas que constituyen la pared celular de las células vegetales.

Ver: PSU: Biología; Pregunta 08_2010

Quitina

La quitina, tal como la celulosa, es un polímero polisacárido estructural.

La celulosa forma la parte leñosa y resistente de muchos vegetales, la quitina compone la caparazón de muchos artrópodos.

Los animales pueden degradar la amilosa, amilopectina y glicógeno, pero no pueden degradar celulosa o quitina. Solo los rumiantes (vacas, ovejas, jirafas, etc), que tienen un estómago extra llamado Rumen, en el que viven bacterias y protozoos, pueden degradar la celulosa por la celulasa secretada por estos.

Dextranos

Son polisacáridos de reserva producidos por ciertas bacterias. Consisten en cadenas de glucosa muy ramificadas.

Xilanos

Están formados por unidades de D-xilosa  y son componentes de la madera.

Fuentes Internet:

http://www.ehu.es/biomoleculas/HC/sugar3.htm

http://es.wikipedia.org/wiki/Biomol%C3%A9cula

http://muscul.az.free.fr/sp/lexic/id358_m.htm

http://www.worldlingo.com/ma/enwiki/es/Glycogen

http://www.angelfire.com/bc2/biologia/carboh.htm

http://mural.uv.es/semarguz/bio2/biomoleculas.html.

 

Es propiedad: www.profesorenlinea.cl - Registro N° 188.540