Parásitos y Parasitismo

 

En biología un parásito es un animal o planta que vive a expensas de otro organismo o dentro de él.

paraitos001
"Lombriz solitaria", endoparásito en el hombre.

Parasitismo es una interacción biológica entre dos organismos, en la que uno de los organismos (el parásito) consigue la mayor parte del beneficio de una relación estrecha con otro, que es el huésped u hospedador.

El parasitismo puede ser considerado un caso particular de predación o, por usar un término menos equívoco, de consumo.

Los parásitos que viven dentro del organismo hospedador se llaman endoparásitos y aquellos que viven fuera, reciben el nombre de ectoparásitos. Un parásito que mata al organismo donde se hospeda es llamado parasitoide.

Algunos parásitos son parásitos sociales, obteniendo ventaja de interacciones con miembros de una especie social, como son los áfidos, las hormigas o las termitas.

En términos generales, el parasitismo es un proceso por el cual una especie amplía su capacidad de supervivencia utilizando a otras especies para que cubran sus necesidades básicas y vitales, que no tienen porque referirse necesariamente a cuestiones nutricionales, y pueden cubrir funciones que le otorguen ventajas para la reproducción de la especie parásita, etc. Las especies explotadas normalmente no obtienen un beneficio por los servicios prestados, y se ven generalmente perjudicadas por la relación, viendo menoscabada su viabilidad.

El parasitismo puede darse a lo largo de todas las fases de la vida de un organismo o sólo en periodos concretos de su vida.

parasitos004
Tipo de pulga.

Una vez que el proceso supone una ventaja apreciable para la especie, queda establecido mediante selección natural y suele ser un proceso irreversible que desemboca a lo largo de las generaciones en profundas transformaciones fisiológicas y morfológicas de la especie parásita.

Este tipo de interacción es muy común en animales domésticos como el perro o el gato, que suelen ser afectados por "huéspedes" tan impopulares como las pulgas.

Se aprecia claramente que el huésped se beneficia de la relación, ya que el hospedante, gato o perro, le ofrece un lugar donde vivir, protección y alimento al parásito, pero se ve dañado por la presencia del indeseable invitado. 

Sin embargo, el hospedante rara vez corre peligro de muerte, pues si esto ocurriera, el huésped también moriría.

Como todo parásito sigue siendo un organismo, puede verse convertido a su vez en hospedador de una tercera especie.

Al parásito que parasita a otro parásito se le suele denominar hiperparásito. Razones de productividad ecológica limiten el número de niveles de parasitismo a unos pocos.

Esta interacción entre poblaciones se denomina con los símbolos: + / -

Clasificación de los parásitos

Tal cual ocurre con cualquier biotipo terrestre o de origen marino que puede ser poblado por organismos vivos, así, también, todo tejido viviente puede ser ocupado por un parásito. Según su localización, estos se dividen en dos categorías: Endoparásitos y Ectoparásitos.

Si el parásito vive en el exterior del hospedante se le denomina ectoparásito (pulgas, liendres, piojos, etc). Cuando los huéspedes viven en el interior del hospedante reciben el nombre de endoparásito. Un ejemplo de endoparásito lo constituye la lombriz solitaria, o el caso del parásito de la vinchuca (Triatoma infenstans). En el interior de ésta habita el parásito llamado Tripanosoma causante del mal de Chagas.

En las cavidades internas y tejidos del hospedador habitan los endoparásitos y se clasifican de esta manera:

Intestinales, si habitan en el canal alimentario, vesícula biliar, hígado y sus conductos. También en la cloaca de reptiles, anfibios y aves.

Son viscerales si se localizan en las diferentes vísceras y se subdividen en cavitarios o celozoicos si es que viven en cavidades internas, incluyéndose los vasos sanguíneos y tisulares como así también histozoicos si es que parasitan los tejidos.

También es necesario saber lo siguiente: los ectoparásitos se pueden dividir en permanentes y temporales. Con respecto a los primeros son aquellos que se hospedan por largos períodos (a veces toda la vida) y los segundos son en relación con aquellos de breve permanencia.

 Existen muchos tipos de parásitos. Entre ellos están:

Enfermedades parasitarias

Los organismos que en el hombre y en ciertos animales originan las enfermedades parasitarias pertenecen al grupo de los eucariotas. Reciben el nombre de parásitos porque realizan todo su ciclo vital o parte de él a expensas del ser vivo que lo aloja, el cual se denomina huésped.

Con frecuencia, un parásito, en el transcurso de su vida, ocupa varios huéspedes; uno de ellos suele ser el huésped definitivo y los otros son huéspedes intermedios.

Hay dos fuentes fundamentales para contagio de parásitos: las personas y animales enfermos, y los huéspedes intermedios, generalmente, animales, en los cuales, con o sin enfermedad aparente, se cumple algún momento del ciclo vital del parásito.

Se conocen cerca de treinta especies de protozoos parásitos del hombre, de las cuales unas doce son causantes de enfermedades en el organismo parasitado.

parasitos002
Protozoos parásitos.

Entre las enfermedades producidas por protozoos existen pocas características comunes, ya que junto a enfermedades graves, como la enfermedad del sueño, dan lugar a otras que pasan prácticamente desapercibidas, como algunas lambliasis.

Los protozoos parásitos tienen diferentes localizaciones, pudiendo alojarse en la sangre (paludismo), en los tejidos (leishmaniosis), en los intestinos (amebiasis) o en la uretra (tricomoniasis).

Estas parasitosis no dejan ningún tipo de inmunidad, por lo que, una vez curadas, la persona que las ha sufrido puede contraerlas de nuevo.

Los hongos parásitos, al no poseer clorofila (como todos los hongos), no pueden realizar la fotosíntesis y, para su alimentación, deben tomar sustancias orgánicas del hombre o de los animales, de otros vegetales o de materias en descomposición. Cuando se alojan en el hombre provocan afecciones muy parecidas a las originadas por las bacterias. Algunas se deben a hongos que residen habitualmente en la boca o en los intestinos, como la candidiasis o la actinomicosis.

Las parasitosis producidas por vermes no siempre causan enfermedades en el hombre, se ha podido comprobar que hay gran número de portadores totalmente sanos.

Algunas vermiasis son más frecuentes en las zonas de clima templado (teniasis, ascaridiasis, oxiuriasis, equinococosis) y otras son propias de climas tropicales (filariasis, esquistosomiasis) pero éstas, a causa de su fácil difusión, pueden producirse también en climas templados.

Los pacientes afectados de vermiasis no siempre están parasitados por el animal en su forma adulta, sino que el parásito puede hallarse en su forma larvaria, como sucede, por ejemplo, en la equinococosis.

Las vermiasis más frecuentes son las intestinales; las personas que las sufren pierden gran cantidad de elementos nutritivos, que son absorbidos por el parásito, a la vez que las erosiones que éste origina en el tubo digestivo pueden ser la puerta de entrada de diversas infecciones.

parasitos003
Malaria: vacuna para bebés.

Plasmodium falciparum, un parásito de cuidado

La malaria es causada por el protozoario Plasmodium, que es un microorganismo unicelular.

Existen cuatro formas diferentes de malaria en el hombre causadas por cuatro especies distintas de Plasmodium: P. falciparum, P. vivax, P. ovale y P. Malariae.

Estas especies de Plasmodium son exclusivamente parásitos del hombre, excepto P. Malariae que puede infectar a otros primates.

Plasmodium falciparum es el causante de malaria más importante por diversas causas:

- es altamente infectante

- es la forma más agresiva y provoca una gran morbilidad

- es el único tipo de malaria con una tasa importante de mortalidad

- está ampliamente distribuido en las regiones tropicales y subtropicales

- es la causa más frecuente de malaria endémica, especialmente en África, donde provoca  el ochenta por ciento de los casos de malaria.

Helmintos

El término helminto, del griego elmint, significa “gusano”. Originalmente se usó para denominar a los gusanos intestinales; en sentido más amplio suele incluir las especies parasitarias y de vida libre de gusanos redondos (nemátodos), los tremátodos y céstodos.

Los Nemátodos son gusanos cilíndricos y alargados. Los adultos tienen una longitud variable, desde milímetros hasta casi medio metro. Muchas especies son de vida libre en aguas dulces, saladas o el lodo. Otros son parásitos de raíces, tallos y semillas. Miles parasitan a animales invertebrados y prácticamente a todos los vertebrados, por ello el mayor número de parásitos del hombre pertenecen a este grupo. Ni las dimensiones o el número de los nemátodos que infectan al hombre dan siempre la idea de las lesiones y síntomas que son capaces de producir.

Las especies parasitarias están modificadas para adaptarse a la vida del hospedero. Por ejemplo, la pérdida total o parcial del tubo digestivo se relaciona con la localización del parásito en un medio donde abundan los alimentos predigeridos. Su tegumento (duro o delicado), resiste la digestión mientras el parásito está vivo. Es frecuente que cuenten con espinas, ganchos, placas cortantes u otras estructuras cercanas a la boca, que les sirven para adherirse, erosionar o penetrar los tejidos del hospedero.

Su sistema reproductor está altamente desarrollado y adaptado para producir grandes cantidades de huevos, ya que su posibilidad de sobrevivir es menor a uno por un millón, aún en medios ambientes favorables.

Ascariasis

La ascariasis es una geohelmintiasis de distribución mundial que se presenta en climas húmedos, tropicales o templados. El parásito es conocido desde la época de los romanos, quienes la confundían con las lombrices de la tierra.

Etiología y patogenia

El Ascaris lumbricoides fue descrito por Linneo en 1758. Es el nemátodo intestinal de mayor tamaño que afecta al hombre; de color blanco o rosado y extremos redondeados que tiene dos estrías laterales que recorren su cuerpo en sentido longitudinal. El macho es pequeño, tiene 15-30 cm de longitud y 2-4 mm de ancho y presenta el extremo posterior enroscado ventralmente.

La hembra, que es mayor, mide 25-35 cm por 3-6 mm. Sus ovarios pueden contener hasta 27 millones de huevos. Puede expulsar por día hasta 220.000. Los huevos ovopositados son ovalados de 60x35 micras, con una gruesa cubierta protectora de tres capas (vilelina, transparente y externa albuminoide que es mamelonada y de color café).

Su ciclo de vida se inicia con la eliminación de huevos inmaduros al suelo. En buenas condiciones ambientales (temperatura, humedad, calidad de suelo y sombra), en 18 días se segmentan, se desarrolla y madura una larva móvil.

Piojos

parasitos005
Piojo visto al microscopio.

Parásitos del grupo de los Artrópodos (invertebrados), Clase Insecta, Orden Anoplura.

Los piojos son insectos pequeños, aplanados en sentido dorsoventral, y carentes de alas y de verdadera metamorfosis. El orden incluye piojos mordedores y piojos chupadores. Sólo estos últimos, que tienen sus partes bucales modificadas para perforar y succionar, son ectoparásitos del ser humano.

Los piojos parásitos del hombre comprenden tres especies o variedades:

Pediculus humanus var. capitis (piojo de la cabeza)

Pediculus humanus var. corporis (piojo del cuerpo)

Phthirus pubis (ladilla) (Piojo del pubis)

Los piojos de la cabeza y del cuerpo pueden cruzarse y sus descendientes continúan fértiles, superponiéndose sus diferencias morfológicas.

Ciclo de vida general de los piojos

Los huevos, blancos, operculados son llamados liendres, son depositados y quedan firmemente unidos a los pelos o a las fibras de la ropa.  Maduran en cinco a once días a 21 a 36 grados celcios.

La metamorfosis es incompleta, la ninfa se desarrolla dentro de la cáscara del huevo y emerge a través del opérculo abierto. Sufre tres mudas en dos semanas.

El ciclo vital promedio del piojo del cuerpo o de la cabeza dura 18 días y el del piojo del pubis, 15 días.

El adulto vive aproximadamente un mes.

El piojo, un parásito exclusivamente humanos que está distribuido por todo el mundo, es la causa de las siguientes enfermedades:

Pediculosis

Ptiriasis

Pueden transmitir Ricketsia.

Sus localizaciones favorables son el pelo del occipucio para el piojo de la cabeza, las fibras de la ropa para el piojo del cuerpo, y el vello púbico para el piojo del pubis.

El piojo de la cabeza se transmite por cepillos, sombreros y peines, es frecuente en niños escolares.

El piojo del pubis suele transmitirse durante el coito.

Diagnóstico y Tratamiento

Su presencia se sospecha por el prurito y las secuelas del rascado, pero depende de la identificación del piojo adulto o los huevos.

Aplicaciones tópicas de lociones sedantes alivian el prurito e impiden el rascado.

Champú que contenga uno por ciento de gammahexacloruro de benceno (Kwell).

Para piojo del cuerpo, polvos con el ingrediente activo.

Pulgas

parasitos006
Pulga, ectoparásito en el hombre.

Otro Artrópodo, pero del Orden Siphonaptera.

Son ectoparásitos hematófagos que para fines de alimentación infestan transitoriamente mamíferos y aves.

Pulex irritans. La pulga humana es la más frecuentemente encontrada en seres humanos de Europa y el occidente de Estados Unidos. También infecta cerdos, becerros, perros, ratas, ratones y pequeños roedores silvestres.

Las pulgas adultas se alimentan de sus huéspedes, en tanto que las larvas viven sólo de desechos nutritivos, sobre todo sangre desecada y heces de adultos.

Ambos sexos pueden succionar sangre.

Las pulgas tienen una capacidad descomunal para saltar, lo que les facilita pasar de un huésped a otro.

Los huevos, ovoides, pequeños son depositados en los pelos o en el nido del huésped. En las casas se depositan en pequeños acúmulos, en grietas del piso, los tapetes y cerca o debajo de los edificios.

Ciclo de vida

Adulto – Huevo - Larva, en el ambiente del huésped – Capullo, rodeado de un capullo – Pupa, sacada de un capullo.

Enfermedades

Las pulgas pueden actuar como trasmisores mecánicos de muchas enfermedades bacterianas y virales, principalmente a través de heces contaminadas.

Algunas especies actúan como huéspedes intermediarios del parásito del perro Diphylidium caninum y del parásito de la rata, Hymenolepis diminuta.

Control

Las medidas de control ambiental de las pulgas consisten en rociado de los nidos de las ratas, sus vías de paso, los pisos y otras zonas.

Perros y gatos pueden pulverizarse con polvo de Malathion al 4 %, polvo de Rotenona al 1%, Metoxicloro al 10 % o DDT al 10%.

También las áreas donde duermen deben ser rociadas o cubiertas con polvo.

Moscas y mosquitos

Estos artrópodos pertenecen a la familia Culicidae, del Orden Diptera.

Comprende muchas especies de moscas hematófagas y no hematófagas, algunas de las cuales son huéspedes intermediarios o trasmisores mecánicos de enfermedades bacterianas, virales, protozoarias y helmínticas del hombre.

La familia Culicidae se divide en tres subfamilias, de las cuales sólo Anophelinae (Anopheles), y Culicinae que contiene los grupos Theobaldia, Mansomia, Aedes y Culex, tienen especies trasmisoras de enfermedades del hombre.

parasitos008
Anopheles

Anopheles sp. (vector de malaria)

Las abundantes especies de Anopheles varían mucho en cuanto a hábitat, encontrándose en campo abierto, areas boscosas, comunidades urbanas o rurales y a diversas altitudes.

Las diversas especies tienen muchas variaciones en cuanto a preferencias de hábitat, por lugares sombrios o soleados, aguas dulces o muy saladas, estancadas o de corrientes moderadas, también con amplios límites en contenido de oxígeno libre.

Los mosquitos anofelinos son los únicos transmisores  del paludismo, trasmiten  las filariasis de Bancroft y de Malaya.

Ciclo de vida

Huevo: está encerrado en una cubierta de tres capas con un pasaje con aspecto de embudo que facilita la entrada de espermatozoides.  Los huevos son depositados en el agua.

Larva: alargada, sin patas con pelos enrollados y ramificaciones transversales o simples, distribuidos en todo su cuerpo pasa a través de cuatro etapas hasta alcanzar la longitud.  Nadan desordenadamente alcanzando la superficie para respirar.

parasitos010
Larva de Anopheles.

Pupa: megalocéfala, curva, que semeja un signo de puntuación coma.  La pupa se sumerge rápidamente con una sucesión de saltos como respuesta a estímulos.

Adulto: al madurar la pupa la piel es rota por la vesícula aérea y la actividad del insecto adulto al escapar.

Patogenecidad

La picadura ordinaria es seguida de eritema (inflamación de la piel) , hinchazón y prurito (picazón).

Actúan como trasmisores cíclicos o mecánicos de bacterias, helmintos, protozoarios y virus que atacan al hombre y animales inferiores.

Luego tenemos la Culex sp. (vector para encefalitis humana).

Muchas especies del género Culex con sus subgéneros, están distribuidos por todo el mundo, principalmente en regiones cálidas.  Estos mosquitos, pequeños o de mediano tamaño, viven principalmente en masas permanentes de agua y su distribución es urbana y rural.  Ciertas especies transmiten filariasis y encefalitis viral.

En seguida, la Aedes aegypti (vector de Fiebre Amarilla y Dengue).

El género Aedes comprende muchas especies de mosquitos de distribución cosmopolita.  Viven en agujeros en los árboles, o en estanques transitorios de agua dulces o corrientes.  Muchas especies de Norteamérica producen picaduras molestas.  Ciertas especies pueden actuar como transmisores de fiebre amarilla, dengue, wucheriasis y encefalitis viral.

La fiebre amarilla es una enfermedad viral con un alto índice de mortalidad.

El dengue es otra enfermedad viral de las regiones tropicales trasmitidas por aedes aegypti y de distribución mundial, que puede presentarse como epidemia.  Una de las formas clínicas se caracteriza por lesiones cutáneas hemorrágicas y hemorragia gastrointestinales y puede tener un alto índice de mortalidad.

Control

Eliminación o reduciendo su hábitat.

Destruyendo sus larvas.

Destruyendo los mosquitos adultos.

Glossina, Trypanosoma brucei.

El género Glossina comprende veinte o más especies africanas de moscas Tsetsé, varias de las cuales son huéspedes intermediarios de Trypanosoma de hombre y animales.

parasitos012
Garrapata

Garrapatas

Del Orden Acari, la Dermacentor variabilis, o garrapata dura, llamada así por su escudo cárneo, se encuentra en todo el mundo.

Ciclo de vida

La hembra aumenta mucho de tamaño después de ingerir sangre por cinco a trece días y luego se desprende del huésped. 

Deposita de 2.000 a 8.000 huevecillos pequeños.  Salen de los huevos las larvas hexápodas (tres pares de patas). Estas garrapatas “hijas” activas se fijan a pequeños animales e ingieren sangre, luego se desprenden y se transforma en ninfas.  Las ninfas luego de varias comidas de sangre se transforman en adultos en el suelo.

Poder patógeno

Producen lesión mecánica por picadura.

Son transmisores de enfermedades por bacterias, virus, rickettsias y protozoarios.

Argas persicus a soft tick

Son parásitos de aves y murciélagos, aunque pueden picar a los humanos. Su población puede aumentar en los gallineros donde por su  constante picadura de noche para alimentarse pueden debilitar y matar gallinas.

parasitos014
Ácaro de la sarna

Ácaro de la sarna

Perteneciente a la Familia sarcópidos, género sarcoptes scabiei, este ácaro produce la sarna o escabiosis.

Tienen importancia médica y veterinaria.  Las especies del género sarcoptes producen sarna penetrando en la piel de los mamíferos. Sarcoptes scabiei es la única especie que afecta al hombre, aunque otras especies propias de animales domésticos pueden infectarlo.

Ciclo de vida

Adulto – huevo – larva – ninfa

Poder patógeno

La lesión se presenta como un trayecto cutáneo prominente, ligeramente rojizo.

Al rascarse pueden presentarse papulas, vesículas, y pústulas.

parasitos016
Efectos de la sarna

Diagnóstico

Se confirma el diagnóstico extirpando los ácaros con una aguja.

Tratamiento

Pomada de Kwell, con 1% de Lindano después de un baño con agua caliente y jabón.

Crotaminton al 10%.

El benzoato de bencilo del 12 al 25%.

Nigua

¿Qué es la nigua ?

La nigua se llama Tunga penetrans, por la costumbre que tiene de penetrar en la piel. Es una pulga, aunque de una familia diferente a las pulgas normales, pertenece a la familia Tungidae.

Su área de distribución es América tropical, Caribe, África e India. Se cree que fue introducida de América a África en el siglo XVII y luego fue llevada a la India por los trabajadores indúes que regresaban a su tierra.

¿Cómo vive la nigua?

La nigua es de color café y mide aproximadamente 1 mm de largo, aunque la hembra inseminada puede llegar a tener el tamaño de un guisante.

Los adultos, como otras pulgas, se alimentan intermitentemente pero se adhieren al huésped. Cuando la hembra está inseminada, se introduce en la piel (ver en el dibujo), a menudo entre los dedos del pie o debajo de las uñas y en la planta del pie, aunque ninguna parte del cuerpo esta exenta de su ataque.

La hembra incrustada causa una inflamación nodular que se ulcera. De hecho no se sabe cómo el insecto penetra en la piel pero se observa que la piel crece sobre la hembra, quedando esta incluida en una cavidad con un orificio diminuto hacia el exterior.

La hembra pone unos huevecillos que eclosionan adentro de la cavidad. Las larvas, parecidas a cualquier larva de pulga, salen de la cavidad y caen al suelo, donde comen pequeños trocitos de materia orgánica (restos de comidas, migajitas, suciedad, etc.).

La larva se desarrolla en 10 a 15 días y luego empupa en un capullito, donde en una a dos semanas se transforma en una nueva nigua.

Ataque de las niguas.

Las niguas causan una irritación muy fuerte y además la cavidad donde se metieron debajo de la piel se llena de pus. Las ulceraciones causadas por numerosas niguas pueden provocar infecciones serias, gangrena o tétanos.

Las niguas atacan al hombre pero también a los cerdos. Es curioso ver que si por lo general se afirma que el hombre es pariente de los monos, los parásitos del hombre son muchas veces comunes entre el hombre y los cerdos.

Las niguas afectan los pies del cerdo pero también la trompa. En el macho también se alojan sobre el escroto. En las hembras se alojan sobre las tetas, impidiendo la producción de leche y por consecuencia provocando la muerte de los lechones.

parasitos018
Evolución de picadura de nigua

Tratamiento

Las niguas son fáciles de sacar de la piel, con una aguja o una navaja puntuda y filosa, previamente hervidos. Es necesario tomar cuidado de limpiar bien las heriditas para evitar infecciones.

En zonas donde existan las niguas, es necesario lavarse bien los pies y revisarlos a diario para sacar las niguas antes de que produzcan infecciones.

Prevención

Para evitar el dolor de sacar las niguas, es mejor tomar algunas medidas de prevención.

La primera medida es de embaldosar los pisos de las casas, así son más fácil de limpiar. Las casas embaldosadas, se deben lavar con agua, barrer los pisos no es suficiente.

Desde luego el hecho de dejar entrar los cerdos y los perros en la casa es un factor que permite la contaminación de muchas enfermedades y en este caso permite a las niguas pasarse de los cerdos o los perros a los habitantes de la casa.

Otra medida de prevención es caminar con zapatos cerrados.

Si se respetan estas medidas de prevención y si se mata las niguas que hay, en poco tiempo esta plaga desaparece sin necesidad de veneno.

Fuentes Internet:

http://es.wikipedia.org/wiki/Parasitismo

http://www.drscope.com/pac/infecto-1/a5/in1a5_p37.htm

http://www.uprm.edu/biology/profs/bunkley/lab13.htm

Ver, además:

http://www.msd.es/publicaciones/mmerck_hogar/seccion_17/seccion_17_184.html

 

Es propiedad: www.profesorenlinea.cl. Registro Nº 188.540