Música y danzas aymara

 

La música y danza aymara es semejante a la de otros pueblos. La música es una parte muy importante en las comunidades aymara. Ellos tocan música en ceremonias religiosas y en rituales relacionados con la agricultura, y en celebraciones del ciclo de la vida.  En muchos lugares, la música es asociada con la temporada seca y los festivales durante ese tiempo.

aymaramusica001
Música y danza aymara.

Durante cinco siglos de interacción con la dominante cultura europea, la evolución de la música aymara y andina en general puede ser resumida en la incorporación y adaptación de instrumentos de cuerda, especialmente la adaptación del charango.

La gran discusión relacionada con la danza y música aymara es sobre la, así llamada, música andina, género musical que nació con cuatro instrumentos básicos: la zampoña, el charango, la quena y el bombo.

En las comunidades aymara y las fiestas han conservado su significado ritual. Música y baile no sólo representan la solidaridad del pueblo indio con su tierra, sino también expresa la unión de los coterráneos.

Las danzas tradicionales son una parte muy importante de las ceremonias en las cuales aún hoy en día, se venera a la madre tierra.

En toda la zona andina, aunque en formas diversas, se hallan gran variedad de rituales; sin embargo, el significado es el mismo: ritos de fertilidad y sacrificios de agradecimiento (Ch'alla) a la Pachamama.

Instrumentos Andinos

aymaramusica003
El aymara y su entorno.

Los instrumentos más característicos son aerofónicos abiertos:

Zampoñas (Sikus en la lengua Aymara). Un instrumento de viento que está formado por 12 a 15 tubos de bambú de menor a mayor diámetro para establecer una escala de dos filas. Muchas veces las zampoñas son tocadas en grupos y acompañadas por tambores y otros instrumentos. Este instrumento es típico de la cultura Aymara y ha sido tocado por miles de años.

Tarka. Una flauta de madera con seis agujeros en su parte frontal. Esto instrumento es muy popular durante los fiestas y celebraciones.  La tarka existe sin influencia española también.

Pincullo o Pinquillo (aerófono). Flauta vertical de caña, que mide cincuenta centímetros, con boquilla en su extremo superior. Emite un sonido más agudo que el de la quena.

Pusa o Sicura (aerófono). Es conocida por su nombre europeo de Zampoña. Está formada por doce cañas huecas colocadas en dos hileras de menor a mayor, amarradas en escala, que al soplarlas emiten determinadas notas musicales. El extremo contrario de las cañas está cerrado.

aymaramusica004
Una presentación aymara.

Una zampoña no puede reproducir una melodía completa dadas las pocas notas que tiene. Para lograrlo se reúnen varios intérpretes, donde cada uno ejecuta una Zampoña distinta, construyendo así melodías completas y de riquísimos matices.

Es costumbre que los tocadores se reúnan con acompañamiento de percusión. Es corriente en Bolivia, Perú y norte de Chile. También se le nombra como Laca, en aymara es Siku o Sikuri.

Charango (cordófono). Guitarrilla, con 8 a 15 cuerdas, cuya longitud total aproximada alcanza a sesenta centímetros. El mástil es de madera, semejante al del instrumento europeo, la parte delantera o tapa tiene la forma de ocho, como la guitarra, la caja de resonancia es de caparazón de quirquincho.

Su encordado lo componen diez cuerdas afinadas en cinco órdenes dobles, por lo común metálicas. En Chile se usa en el Norte grande hasta la provincia de Antofagasta.

La presencia del charango en la cultura Aymara es un resultado de la influencia española.

Ocarina (aerófono). El uso de la Ocarina se ha ido perdiendo en el norte chileno; pero se mantiene en Putre, en la zona de Belén en Aiquina y en el altiplano boliviano. Su longitud varía de los 15 a los 28 centímetros y su diámetro va desde los 5 a los 10 centímetros. Es tan difícil de hacer como de ejecutar, por eso se va perdiendo su uso.

Uno de los instrumentos musicales más antiguos sería el phunkhullu, que según diferentes hallazgos arqueológicos tuvo también una evolución en su confección desde la arcilla, pasando por materiales óseos, hasta llegar a las actuales cañas de diferentes vegetales, especialmente el bambú (suqusa, siqusa) de la zona de valles bajos interandinos.

La caña de bambú permite el invento del siku (siqus) y la aparición del sikuri (siqus phusiri). Entre los descendientes actuales del phunkhullu son notables los pinkillos, chacallos, quena-quenas, moseños, lawa k'umus y tarqas.

Después de la introducción de la guitarra española, es inventado el charango khirkhinchu, todo indica que en algún lugar del norte del actual Potosí.

Para ver y escuchar melodías aymaras, ir a:

http://apellidosperuanos.wordpress.com/2007/06/13/musica-aymara/

Fuentes Internet:

http://projects.ups.edu/jlago/spring2003/250c/sgordon/la_m%C3%BAsica_y_el_arte.htm