Época de expansión (1861 - 1891)

Consolidadas las bases institucionales con la Constitución de 1833 y conseguida una estructura económica, basada en el comercio exterior, y establecida una base cultural firme durante los tres decenios autoritarios, el país estaba dispuesto a continuar en un proceso de desarrollo más profundo.

Por ejemplo, la Constitución de 1833 sufrirá algunas reformas que tendrán como resultado el recorte del poder presidencial y de la Iglesia. El desarrollo económico, por su parte, se fortalecerá con la minería (cobre) y, fundamentalmente, la industria salitrera.

Del mismo modo, la agricultura tendrá una real presencia en la producción nacional. Los medios de comunicación, ferrocarriles y carreteras, facilitarán el intercambio comercial. Y la aristocracia terrateniente compartirá su influencia con nuevos grupos sociales, como consecuencia del desarrollo de las actividades mineras, industriales, comerciales y bancarias.

En el orden internacional, se enfrentará el desafío de dos guerras (España y Bolivia - Perú) y los primeros conflictos de límites con Argentina. Las  consecuencias de la Guerra del Pacifico serán ventajosas en su totalidad.

Presidentes del periodo

1. José Joaquín Pérez (1861-1871)
2. Federico Errázuriz Zañartu (1871-1876)
3. Aníbal Pinto Garmendia (1876-1881)
4. Domingo Santa María (1881-1886)
5. José Manuel Balmaceda (1886-1891)

Materias