Aborígenes nómades

Nómades cazadores de la pampa

Las regiones pampeanas de Chile Austral fueron pobladas desde muy antiguo por pueblos aborígenes que aprovecharon las ventajas ecológicas de una fauna relativamente rica y que se alimentaba de los recursos vegetacionales herbáceos de la pampa y de la estepa fría.

Excavaciones arqueológicas demostraron que la extremidad meridional de la pampa chilena estuvo poblada desde el inicio de los tiempos postglaciales, alrededor de 10.700 años. Al respecto destacan los hallazgos de la gruta de Fell y de la cueva del Milodón.

x

La gruta de Fell, excavada por Janius Bird en 1938 y por J. Emperaire en 1963, ha dado una secuencia ocupacional desde 10.720 años (con un margen de aproximación de 300 años), siendo sus primeros pobladores cazadores de Milodón y caballo americano.  Más tarde fue ocupada por cazadores de la fauna actual, hasta llegar a restos dejados por pueblos onas históricos.

La cueva del Milodón (imagen superior) es conocida desde fines del siglo pasado por un trozo de cuero de Milodón, sepultado bajo cenizas volcánicas, que ha dado una fecha aproximada de 10.000 años. Según algunos autores el hombre habría vivido en este lugar de la caza de enormes animales pleistocénicos, otros descartan esta posibilidad.

Estas tribus de cazadores de enormes animales fueron evolucionando a medida que cambiaban las condiciones geográficas, hasta terminar su serie evolutiva con los tehuelches y onas históricos.

Los Tehuelches eran un pueblo cazador nómade, cuyo territorio se extendía desde la precordillera y el litoral del Atlántico, entre las fuentes del río Cochamó en Chile o región del Río Negro en Argentina, hasta la orilla norte del estrecho de Magallanes.

Su actividad principal era la caza del guanaco y del avestruz patagónico, complementada con la recolección de fruta, silvestres. Desde la segunda mitad del siglo XVII incorporaron el caballo a su cultura, con los consiguientes cambios en sus modos de vida.

x
Tehuelches

Su densidad de población era muy baja y debieron retroceder ante el avance de la colonización chileno-argentina. Según Emperaire, hacia 1880 se contaba aún con un centenar de tehuelches que vivían de un nomadismo restringido en la Patagonia Chilena.

Para evitar los conflictos con los estancieros especializados en la ganadería ovina se les otorgó una concesión de 10.000 hectáreas en Magallanes, a comienzos del siglo XX.  Sin embargo, su grupo se esparció y desapareció definitivamente del territorio nacional. Hacia 1970, en el sector argentino quedaban unos pocos centenares en una reserva en la provincia de Chubut.

Los mas australes de los pueblos cazadores eran los onas . Su nomadismo era menor porque estaban circunscrito a la isla grande de Tierra del Fuego, especialmente en el centro y estepas atlánticas, Su modo de vida estaba basado en la caza de guanacos, zorros, aves y en una recolección complementaria. Su único animal doméstico era el perro.

Los colonizadores blancos fueron los responsables de la extinción de los onas. Estos, que basaban su alimentación en el guanaco, se vieron de pronto encerrados en su territorio y empezaron a cazar con flechas los corderos importados.

x

Nómades pescadores de Chile Austral

Desde el archipiélago de Chiloé hasta el Cabo de Hornos el territorio fue poblado por una serie de indígenas pescadores y recolectores de mariscos y cazadores de focas.

Para Chonos, Alacalufes (kawéshkar) y Yaganes el mar es el enemigo máximo contra el que hay que luchar, pero es también el medio de donde sacan su subsistencia.

Estos indígenas eran navegantes nómades : las embarcaciones eran necesarias tanto para el transporte de un punto a otro como para las expediciones de pesca.

El territorio de los Chonos es sumamente característico. Vivían entre las islas meridionales del archipiélago de Chiloé y el golfo de Penas, aproximadamente entre los 43° y los 47° de latitud sur.

Se trata de una gran cantidad de islas, separadas entre sí por estrechos canales o por pequeños trozos de mar abierto.

Los chonos desaparecieron totalmente a fines del siglo XVIII. Según algunos autores se retiraron más al norte y se mezclaron con la población chilota.

En la actualidad el archipiélago de los Chonos permanece absolutamente desierto. (Ver: Chonos)

x

Los Alacalufes (kawéshkar) , se extendían entre los archipiélagos de la Patagonia Occidental desde el golfo de Penas hasta el Estrecho de Magallanes y algunas islas del oeste de la Tierra del Fuego.

Su territorio está aislado debido a las dificultades de su acceso marítimo hacia el norte y la barrerá montañosa de los glaciares por el este.  Además, las abundantes lluvias permiten una densa vegetación que hace casi imposible la circulación por tierra.

Los Yaganes habitaban los canales al sur del Beagle, isla Hoste, Navarino y archipiélago del Cabo de Hornos.  Formaban un grupo pequeño, bastante avanzado en sus técnicas de nómades marinos. Hacia 1970 sólo quedaban unos pocos individuos muy mestizados en isla Navarino. (Fotos derecha, algunos de los últimos representantes de los yaganes).

También los Alacalufes se hallaban en vías de extinción hacia 1970. De sus tradiciones, idiomas y religiones no sobrevive casi nada.

Nómades pescadores del norte

Entre los nómades pescadores de la zona norte descatan los Changos (ver apartado Los Changos ).

De allí resultó una lucha permanente con los colonizadores.  A esto se sumaron enfermedades que hasta entonces eran desconocidas en Tierra del Fuego: tuberculosis, gripe y sarampión. En territorio chileno se han extinguido.

Materias